El Recoletas Atlético Valladolid sigue aumentando su apoyo social tal y como ha demostrado en su primera temporada en la máxima categoría, en la Liga Asobal, que ha cerrado con una asistencia media a sus partidos de casa de 2.185 espectadores. Esta cifra consolida al conjunto vallisoletano de nuevo como el segundo club español con más afluencia de público a sus encuentros, un hito histórico para un equipo creado hace tan solo tres años.

Los gladiadores azules han tenido un incremento del 12,2% en número de aficionados presentes en Huerta del Rey con respecto a la temporada anterior 2015-2016, la del ascenso desde División de Honor Plata. Un aumento al que ha ayudado también el crecimiento en número de abonados, que esta campaña ha llegado a 1.979.

En total, han sido 32.776 aficionados los que se han dado cita en los 15 partidos disputados en el pabellón Huerta del Rey, auténtico talismán del Recoletas Atlético Valladolid. No en vano, el equipo de los gladiadores azules ha sumado en casa 12 victorias, convirtiendo Huerta del Rey en la clave para entender el octavo puesto final obtenido por los hombres de Nacho González.

El presidente del club, Mario Arranz, valora así este crecimiento del número de aficionados en los partidos del Recoletas: “Estas cifras demuestran que Valladolid ha vuelto a la elite del balonmano masculino nacional por méritos propios, gracias a su extraordinaria afición y al apoyo que recibe cada partido que disputa en Huerta del Rey”.

“A nivel de club, al margen de motivarnos aún más para el trabajo diario, esto supone el cumplimiento de un objetivo fundamental desde nuestra fundación. Si estamos en esto es precisamente para brindar a toda nuestra afición la posibilidad de ver balonmano de calidad cada 15 días”, analizó el presidente.

El Recoletas ha conseguido de nuevo atraer a los aficionados a su pabellón, llenando sus gradas en varios encuentros de Liga Asobal. Así, los partidos con más asistencia esta temporada en Huerta del Rey fueron los disputados ante el Ademar León en la jornada 28 (3.036 espectadores), ante el BM Villa de Aranda en la jornada 26 (2.935 espectadores), y ante el FC Barcelona Lassa en la jornada 21 (2.873 espectadores). 

Con este promedio de 2.185 espectadores por partido, el Recoletas Atlético Valladolid ocupa la segunda posición en el ranking de equipos de Liga Asobal y División de Honor Plata. El Ademar León es primero con 2.506 espectadores por partido, mientras que el Bidasoa Irún ha sido tercero con 1.589 aficionados por encuentro.

Los vallisoletanos vuelven a superar en número de espectadores a clubes punteros de la Asobal como el propio campeón, el FC Barcelona (1.332 de asistencia media), o el Naturhouse La Rioja (1.560).