El Recoletas Atlético Valladolid cerró el año 2017 en Huerta del Rey con un montón de solidaridad y buen corazón de la mano de sus aficionados, que de nuevo se volcaron con la campaña de recogida de juguetes, ya tradicional en estas fechas y que permitió recoger un montón de juguetes, peluches y juegos educativos que serán repartidos entre los más necesitados esta Navidad.

El club vallisoletano, junto a dos patrocinadores: REcoletas Red Hospitalaria (patrocinador principal del club) y REcuperaciones Íscar, han puesto en marcha de nuevo esta iniciativa que en esta ocasión ha querido concienciar sobre la importancia de cuidar el medio ambiente cumpliendo con las tres erres ecológicas: REducir, REutilizar y REciclar. Un método que nos ayuda a tener una conducta más responsable con el planeta: tirar menos basura, ahorrar dinero y ser un consumidor más responsable.

Los aficionados del Recoletas Atlético Valladolid entregaron peluches, juegos educativos y otros juguetes, nuevos o que pueden reutilizarse, cumpliendo con el lema marcado para esta edición: ‘REutiliza juegos, REcicla juguetes, REgala sonrisas’.

Todos los juguetes entregados por los aficionados serán donados a Cáritas Valladolid, para que puedan ser repartidos entre los más desfavorecidos. También ha colaborado en esta iniciativa el Ejército de Tierra, que se encargará de recoger todos los juguetes.

La campaña vivió de nuevo el tradicional lanzamiento de peluches que se realizó durante el descanso del partido ante el Puente Genil y que inundó de solidaridad y color el parquet de Huerta del Rey.